Profesionales

De oriente a occidente: El consumo de kéfir se convirtió en una tendencia saludable que crece en todo el mundo

/Con Audio Colegio de Nutricionistas de la Provincia de Buenos Aires/ Nota Equipo Clip Urbano/


Qué es y cómo se utiliza este producto milenario

kefir-de-leche-nodulos-de-kefir-leche-kefirada-d_nq_np_765206-mla26056148163_092017-f

El kéfir proviene de las montañas del Cáucaso, fue un alimento de uso frecuente en Europa del Este, Rusia y el sudeste del Asia y, por todos los beneficios que presenta su consumo, se extendió a todo el mundo.  Hoy su uso es una tendencia de creciente popularidad en las mesas familiares, como así también, en los círculos más exclusivos de cocina gourmet.

Ingrid Karpenko, Licenciada en Nutrición del Hospital San Martín de La Plata, en diálogo con Clip Urbano, explicó algunos detalles al respecto del kéfir y señaló que “es un producto cuya fermentación se realiza con cultivos ácido lácticos, elaborados con granos de kéfir que están constituidos por levaduras y por bacterias”.

“Con una textura parecida a la del yogur bebible, puede ser consumido solo, o en preparaciones saladas o dulces, como licuados con frutas o cereales, en panes o bizcochuelos. También puede utilizarse combinado con hierbas para untar galletas e incluso realizar aderezos para las ensaladas.”

Karpenko comentó que es un probiótico, es decir que son microorganismos vivos que, administrados en cantidades adecuadas y una dieta apropiada confieren beneficios para la salud del consumidor.

La fermentación

  • 1 cucharada granos de kéfir de leche.
  • 250 cm³ / taza de leche.

Colocar los gránulos de kéfir en un frasco de vidrio limpio y seco, incorporar la leche y tapar el frasco. Si el cierre es hermético el sabor será más ácido, debido a la concentración de alcoholes generados durante la fermentación. Si se prefiere un sabor más suave se puede tapar con un lienzo.

Dejar fermentar a temperatura ambiente de 18 a 24 horas.

Colar la leche con un colador, preferentemente de plástico, debe evitarse el metal ya que daña las levaduras. Y se puede dejar en la heladera para beberlo frío o en alguna de las preparaciones que se mencionaron antes.

Los gránulos se pueden volver a colocar en el frasco previamente lavado y seco para repetir el proceso.

Es importante evitar calentarlo ya que a más de 60° las bacterias mueren y con ellas se pierden los efectos benéficos.

Los Beneficios

Al respecto de las propiedades del kéfir, la Licenciada en Nutrición señaló que los probióticos tienen varios beneficios para la salud a nivel gastrointestinal, mejora la tolerancia de los alimentos, el tipo de bacterias que presentamos en el intestino lo que se denomina microbiota, favorece la absorción de micro nutrientes y de minerales como el hierro y el calcio.

Para quienes prefieran una opción vegana, también existe el kéfir de agua que presenta las mismas características probióticas que el kéfir de leche.

Para conocer más detalles :

Reproducir Audio Lic en Nutrición Karpenko Wilman Ingrid Denise N° 1696

Categorías:Profesionales

1 reply »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s