Gremiales

La Bancaria publicó la declaración final de su XLVIII Congreso Nacional

/Difusión Asociación Bancaria/


A las bancarias y bancarios, a las argentinas y argentinos

DESDE NUESTRA UNIDAD EN EL TRABAJO

La declaración final del XLVIII Congreso primeramente pone en contexto sus resoluciones. Así señala:

Desde el inicio de la pandemia hemos priorizado dos derechos humanos fundamentales, el derecho a la vida y el derecho al trabajo y su protección.

La pandemia ha intensificado la demanda de servicios financieros en línea y ha modificado irreversiblemente la forma de relacionarse de los usuarios con las entidades financieras e indudablemente ello repercute en nuestro empleo y la calidad del mismo.

La introducción masiva de la tecnología digital en el sistema financiero se está realizando en forma desordenada, insegura y sin la información e información debida, con regulaciones laxas que permiten la disminución de la necesaria atención humana y personalizada al usuario y con severos problemas en materia de ciber delito, tanto para las personas como para el país.

Además de falta de previsión, ya que el cierre de sucursales bancarias no permitiría dar respuestas adecuadas ante algún incidente importante en materia cibernética….

Los nuevos modelos operativos y de negocios desarrollados por las fintech y las llamadas agencias complementarias, en su mayoría vinculadas o asociadas o vinculadas a los bancos, siguen precarizando y fragmentando la actividad financiera. Esta tendencia no está únicamente caracterizada por la masiva introducción de tecnologías digitales, pues la migración de operaciones y negocios viene desde hace no menos de 4 décadas, vía tercerizaciones, el desarrollo de administradoras de medios de pago, tarjetas y otros instrumentos de crédito, las compañías financieras integradas con los grupos financieros encabezados por los bancos o articulados con ellos y las citadas agencias complementarias.

De esta manera se migra empleo de los bancos, hacia el segmento caracterizado como supuestamente no bancario, o hacia las tercerizadoras de trabajadores que realizan tareas encuadradas en todas las ramas de nuestro convenio colectivo, por ser su prestación imprescindible para el funcionamiento de las entidades.

De esta forma, el sistema financiero en su conjunto, esta operado cada vez más con menor idoneidad con notorio perjuicio para el público.

Y se afectan derechos de decenas de miles de trabajadores, abusando del obsoleto encuadramiento como entidades de no bancarias…. Es por ello imprescindible que el Banco Central derogue las circulares desregulatorias del período 2015-19 ….

El sistema no puede seguir funcionando con regulaciones laxas, que permitieron la fuga de capitales, la falta de regulaciones incluso en materia de lavado de dinero, la externalización y tercerización de la actividad, la falta de seguridad física y cibernética, la proliferación de agentes financieros extra bancarios, la intermediación financiera de las fintech sin regulaciones bancarias, entre otros tantos desatinos que cometió la gestión de Cambiemos en el BCRA y que aún hoy siguen vigentes.

La inclusión financiera propiciada desde todos los ámbitos del estado, debe ser con la inclusión de los bancarios que cuentan con la necesaria formación profesional y no con la expulsión de bancarias y bancarios producto de la externalización y tercerización de servicios financieros.

Debemos poner en valor el accionar llevado a cabo por la banca pública, que empezó a alejarse rápidamente con la asunción de las nuevas autoridades políticas, de las actividades netamente especulativas que venían desarrollando en los 4 años de gestión del ingeniero Macri. Pero ella debe alejarse del modelo de los Grupos Financieros integrados por la banca extranjera, que en parte se les impone con regulaciones transnacionales funcionales a esas corporaciones….

Con respecto a la Banca Provincial, Municipal y Cooperativa hay que reconocer al igual que con la Banca Pública Nacional han realizado una tarea encomiable durante la pandemia en un marco de restricciones económicas, llegando con servicios financieros y créditos y asistencia a los sectores más necesitados.

…queremos destacar que con el cambio de signo político en la conducción del Banco Provincia y en la gobernación de Axel Kicilloff, se logró reparar la injusticia ocasionada por María Eugenia Vidal al descontar como castigo los días de paro de los compañeros de ese Banco. …se avanzó …en elevar un proyecto de ley que derogue la nefasta ley 15.008 y que restituya derechos cercenados por la misma a los jubilados y trabajadores activos.

En esta pandemia no podemos decir lo mismo del funcionamiento y aporte que hizo la gran mayoría de la Banca privada, en especial la banca privada internacional, que alejada de principios básicos de solidaridad y cuando más se necesitaban los servicios financieros y presencia bancaria, tomaron el atajo fácil de achicar estructuras, producir ajustes que significaron pérdidas de puestos de trabajo y produjeron el cierre de 213 sucursales.

La tan pregonada responsabilidad social empresaria, con la que hacen alardes publicitarios quedó sepultada y enterrada por la voracidad rentística sin límites de aquellos que durante el gobierno de Macri lograron ganancias siderales con operaciones de neto corte especulativo.

En este lapso de análisis y aprobación de la gestión del presente Congreso en materia jubilatoria se modificó la fórmula para determinar el haber jubilatorio, si bien es una fórmula parecida a la que dio buenos resultados durante el gobierno de Cristina Fernández, no menos cierto es que empezó a funcionar luego que aquellos jubilados que perciben haberes jubilatorios por encima de la mínima ya habían perdido parte del poder adquisitivo de sus ingresos producto de la fórmula implementada durante el gobierno del ingeniero Macri y también con las sumas fijas otorgadas en el principio de esta gestión.

Es indispensable e improrrogable reparar esa pérdida ya que las jubilaciones afectadas son de naturaleza alimentaria.

Celebramos la sanción de la ley que modificó el impuesto a las ganancias que pagan los trabajadores

Somos conscientes que el marco de una pandemia, con caída de la recaudación, reorientación de partidas presupuestarias para atender las prioridades elementales que son la salud y la atención social…

El hecho de este reconocimiento no significa que naturalicemos que este impuesto debe existir sobre los salarios, muy por el contrario, hemos sostenido y seguiremos sosteniendo que el trabajo no es ganancia y que dicho tributo sobre los salarios y jubilaciones debe ser eliminado…

EL FUTURO ES SEGUIR UNIDOS POR EL TRABAJO

Decíamos en el congreso pasado que la solidaridad es el camino, no nos equivocamos con la consigna, ya que se convirtió en una imperiosa necesidad.

Nuestro País alumbró una nueva esperanza cuando el 10/12/19 asumía Alberto Fernández como Presidente de la Nación.

Veníamos de 4 años devastadores que se caracterizaron por políticas netamente especulativas y que destruyeron la industria, el comercio, y el empleo.

Al poco tiempo de asumir las nuevas autoridades se encontraron con un hecho inédito, impensado y de una gravedad abrumadora.

La pandemia del Covid-19 había golpeado nuestra puerta e ingreso a nuestras vidas y a nuestra cotidianeidad.

No solo tuvo un fuerte impacto en la salud de la población, sino también en la economía, el empleo, las formas de trabajo y dejó al desnudo una realidad social en la Argentina muchas veces ocultada y otras tantas olvidada.

Encontró a una Argentina con su economía financiarizada, con una deuda con acreedores externos, incrementada con manifiesta irresponsabilidad durante el período 2015-19 por la Gestión de Mauricio Macri y los sucesivos presidentes del Banco Central por el designados, y también, por intención perversa de los prestamistas…

Todos estos prestamistas deben asumir las consecuencias de una decisión que contraría elementales reglas de su profesión en materia de riesgo universalmente reconocidas y que fue adoptada con la decisión de encadenar a nuestro país al gobierno de las finanzas.

La comisión estuvo presidida por Andrés Castillo e integrada por Alejandra Estoup, Carlos Cisneros, José Giorgetti, Claudia Ormachea, Analía Lungo, Raúl Ferro, María de los Ángeles Griffa y Eduardo Berrozpe.

Reproducimos a continuación el cierre de Sergio Palazzo, y el texto de la Declaración Final.

Categorías:Gremiales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s