Profesionales

Licenciadas en Fonaudiología fueron reconocidas por sus 35 años trayectoria en el Hospital de Niños de La Plata

/Difusión Regional La Plata – Colegio de Fonaudiólogos de la Provincia de Buenos Aires/


Reconocimiento a las Lic. Scapellato y Lic. Masini

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La Asociación de Profesionales del Hospital de Niños “Sor María Ludovica” de La Plata homenajeó a los profesionales que se jubilaron este año con la entrega de medallas en reconocimiento a la trayectoria  y menciones de honor para aquellos destacados a nivel local, provincial, nacional e internacional.

En ese acto, la colega Lic. Sonia Scapellato, quien se jubiló con 35 de antigüedad en la planta permanente del Hospital de Niños, recibió el reconocimiento por su trayectoria dentro de esa institución en la que se inició, dando sus primeros pasos en la profesión en el Servicio de Otorrinolaringología, y más tarde en el de Medicina Física y Rehabilitación, ejerciendo la Jefatura de la Unidad de Fonoaudiología del Servicio de ORL, durante los últimos cinco años y medio.

Un recorrido similar fue el de la colega Lic. María Alejandra Masini, quien también fue reconocida por su trayectoria y que comenzó en mayo de 1983 en el Hospital de Niños como fonoaudióloga especializada en Audiología neonatológica y pediátrica de la Unidad de Fonoaudiología y en el Servicio de Otorrinolaringología.

“Desde lo personal cierro una etapa feliz y agradecida por este reconocimiento que en su esencia valora la labor y dedicación exclusiva durante tantos años en mi querido Hospital”, reconoció Masini y amplió: “Desde lo profesional, orgullosa por el reconocimiento de la Asociación de Profesionales a la labor Fonoaudiológica, cada vez más necesaria en la prevención diagnóstico y abordaje de  diferentes patologías pediátricas”.

“Es bienvenido que se reconozca nuestro trabajo porque todavía se desconoce bastante acerca de la tarea que hacemos los fonoaudiólogos dentro de los hospitales públicos. Por eso estoy muy agradecida a la Asociación de Profesionales que nos regaló un ῾mimo al alma᾿ con tan cálido acto”, remarcando la importancia de estos homenajes. “Y también agradezco al Hospital de Niños, hospital escuela, que permitió completar mi formación, desarrollar mi profesión y guiarme en la gestión. Estoy convencida que el Hospital Público sólo crece si todos nos involucramos con responsabilidad, camaradería y con el mejor sentido de pertenencia. Si se entiende cabalmente esa ecuación, no hay lugar para otra cosa que no sea el crecimiento. El reconocimiento de los fonoaudiólogos dentro de los equipos de salud es cada vez mayor, en gran parte, gracias a los esfuerzos de las Unidades de Fonoaudiología, aunque, acorde a lo que ha crecido la profesión y su gran desarrollo, debería haber más fonoaudiólogos en todos los niveles de la Salud Pública, ya que podemos ofrecer innumerables soluciones a la salud de la población, en las áreas específicas de nuestros abordajes, y en todas las edades”.

A su vez, esto está íntimamente relacionado con su postura sobre el ejercicio de la profesión: “Es muy importante el trabajo en equipo: no concibo la Fonoaudiología trabajando en forma aislada. La profesión creció, es parte activa de los equipos que primero fueron multidisciplinarios. Ahora estamos en el nivel interdisciplinario, y está bien que así sea porque el ser humano es una integridad. No se puede apuntar a una parte del sistema de salud de una persona y desconocer otros factores que son del campo de tantas especialidades médicas y otras profesiones no médicas. Y para esto hay que prepararse”.

“Ejercer la profesión en un Hospital Público es sumamente enriquecedor. A las nuevas generaciones que ya están trabajando y a las que desean iniciar este camino, les sugiero que aprovechen al máximo esta oportunidad, que no se queden sólo con lo asistencial, que investiguen, gestionen y aspiren a la formación y al crecimiento de nuestra profesión mediante  la creación de residencias y servicios de fonoaudiología en todos los hospitales públicos”, concluyó Masini.

Scapellato remarca, que es una profesión a la que le ha costado mucho posicionarse. En cuanto a la formación, hay pocos lugares donde se dicte la carrera completa a nivel Universitario Estatal, lo que pone muchas trabas a los aspirantes a ser Fonoaudiólogos. Es una carrera que en la provincia de Buenos Aires nació en el área de la Educación, y cuando se la empezó a requerir en el área de la Salud, se fue rediseñando “casi sola”. La evolución de la Tecnología también la impulsó a más.

Por ello, como conclusión Sonia afirma que la Fonoaudiología “ya tiene su identidad formada. Por su evolución requiere de un espacio propio de formación académica para seguir expandiéndose y madurando acompañada y acompañando a tantas profesiones del equipo de Salud”.

Categorías:Profesionales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s