Gremiales

Trabajadores del Malbrán reclaman resolver la pérdida de ingreso salarial

/Difusión ATE Nacional/


Con salarios que en el caso de un profesional bordea los 38.000 pesos mensuales y 24.000 pesos para un técnico ingresante, la/os trabajadora/es del Malbrán plantean la necesidad de resolver en lo inmediato la recuperación del salario.

La Junta Interna de ATE en el organismo traza una problemática que se viene arrastrando desde el gobierno de Mauricio Macri cuando comenzó un importante  recorte salarial y que además se fue consolidando con los salarios que fueron siempre por debajo de la inflación.  Según estima la sectorial entre el 2015 y la actualidad el salario tuvo un recorte del 65%, a lo que habrá que sumar una quita presupuestaria del 50% y la jubilación de aproximadamente el 10% del personal que no tuvo reemplazos. De acuerdo a los últimos datos del INDEC el ingreso necesario mínimo para alcanzar el costo de la canasta básica es de 43.000 pesos. En el caso de la/os trabajadora/s del Malbrán, al menos necesitan tener una antigüedad de 6 años para alcanzar esa línea.

El Malbrán es el único organismo en el Ministerio de Salud que pertenece al gabinete científico tecnológico. Pero su realidad salarial dista mucho de estos. Por eso en el mes de marzo la ATE hizo la presentación de un proyecto ante el Ministro de Salud de la Nación, Ginés González García, para que se reconozca un adicional científico sanitario y de esa manera equiparar el salario con los trabajadora/es de los de demás organismos que funcionan bajo órbita del Ministerio de Ciencia y Técnica.

Para ATE  esta es un reclamo central ya que “a pesar de estar en condiciones desiguales, el personal del Malbrán posee un nivel de formación y una producción científica equivalente al personal de cualquiera de los organismos/escalafones que reúne a los trabajadores del sistema científico del país”.

No fue solo salarios, también cayeron programas sanitarios 

El Hospital Malbrán vive un presente que refleja la desinversión a la que fue sometido el organismo durante la administración de Macri y de su Secretario de Salud, Adolfo Rubinstein.

Más allá de los salarios, las pérdidas se han manifestado en la caída de numerosos programas  que hacen a la salud pública general y que en particular impactan con más fuerza sobre los estratos sociales menos favorecidos.

La sectorial ha denunciado que por efecto de menos inversión en la materia hubo un rebrote del virus del sarampión, como no sucedía desde hace 20 años.

También se han desmantelado numerosos programas de Educación en enfermedades de transmisión sexual, lo que hizo que esas enfermedades se multiplicaran por 4 veces.

Otra fue la parálisis de la producción de la vacuna de fiebre hemorrágica argentina, en el instituto de Maiztegui, de Pergamino, que depende del Malbrán.

Prensa ATE

Categorías:Gremiales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s