Profesionales

Alejandra Urioste, bioquímica especialista en Inmunología, se refirió al rol de los profesionales en la pandemia

/Difusión Federación Bioquímica de la Provincia de Buenos Aires/ FABA Informa/


Profesionales imprescindibles para enfrentar la pandemia

Así califica el rol de los y las bioquímicas del país, a un año de la pandemia, Alejandra Urioste, bioquímica especialista en Inmunología, miembro de la Sociedad Argentina de Inmunología

En comunicación con FABAInforma, la especialista destacó el rol de los y las bioquímicas en la Argentina tanto en el diagnóstico confirmatorio de infección por SARS-Cov 2 mediante técnicas de biología molecular como en el desempeño que han tenido en el área clínico asistencial y en otros ámbitos, como la investigación y el desarrollo.

“Muchos y muchas colegas han trabajado arduamente para contribuir, aportando herramientas técnicas y alternativas terapéuticas. Tal es el caso de la Dra. Andrea Gamarnik y el desarrollo del test serológico COVIDAR, el Dr. Jorge Geffner en los estudios de plasma de convalecientes, el Dr. Fernando Goldbaum y el estudio clínico con suero equino hiperinmune, el Dr. Guillermo Docena y el desarrollo de vacunas nacionales, como tantos otros y otras colegas” recalcó Urioste, que es Becaria doctoral CONICET en el Instituto de Investigaciones Biomédicas en Retrovirus y Sida (INBIRS) y – agregó – el aporte brindado por los y las profesionales bioquímicos/as fue imprescindible para enfrentar la pandemia.

Consultada acerca de cuáles han sido los mayores desafíos de estos profesionales de la salud para responder a la demanda sanitaria, Urioste sostuvo que “en el plano laboral, los grandes desafíos fueron la puesta a punto y validación de técnicas moleculares y serológicas, el acondicionamiento de los laboratorios (o incluso montar laboratorios nuevos), entrenamiento no sólo en el procesamiento de la muestra (que va desde la toma hasta la validación del resultado), sino también en el uso de equipos de protección personal. Todo esto, en un tiempo muy acotado respecto a los plazos habituales, y con los recursos disponibles en ese momento, que no eran los mismos en todas las regiones del país. Y desde el plano personal, las largas jornadas laborales no siempre acompañadas de un sueldo acorde, han generado un colapso físico, psicológico y emocional, sobre todo en colegas con tareas de cuidado o personas a cargo. Esto sin duda, ha repercutido con mayor gravedad en las profesionales bioquímicas”.

En cuanto al criterio de epidemiólogos e inmunólogos que promueven mayor cantidad de testeos para controlar la circulación del virus, Urioste explicó que “no sólo en nuestro país, sino que a nivel mundial se requiere mayor cantidad de testeos. La alta demanda global con una producción que no alcanza a abastecerla, con un personal de salud colapsado o al borde del mismo, son sin lugar a dudas, las causas fundamentales de la imposibilidad de aumentar el número de testeos”. En el caso particular de nuestro país –agregó– la pandemia se desarrolló en un marco donde el sistema de salud y científico se encontraba deteriorado desde lo económico y con un reducido número de recurso humano.

Acerca del test rápido de venta libre

Respecto a la autorización de la Anmat para la comercialización de un test rápido para detección de SARS CoV-2 de venta libre en farmacias, la bioquímica responsabilizó a las actitudes de los profesionales de la salud farmacéuticos y médicos en las diversas interpretaciones que se dan a las normativas, y que llevan al mal uso de las herramientas. Recalcó que “existe una clara diferencia en las incumbencias de las profesiones”. Calificó de “irresponsables” a los médicos que fomentan la autogestión del test por parte de los pacientes o familiares. “Se sabe que la toma de muestra debe hacerla un/a profesional entrenado/a, que un resultado positivo debe notificarse al SISA ya que es una enfermedad de notificación obligatoria, entre muchas otras cuestiones a discutir”, señaló.

Finalmente reflexionó: “Como profesionales bioquímicos/as, debemos plantearnos el porqué suceden estas situaciones. Debemos tener más injerencia y protagonismo, ya que claramente la sociedad necesita una respuesta y, ante la falta de nuestra presencia, son otros profesionales los que toman esa incumbencia que no corresponde. Deberíamos fomentar entre la sociedad el acercamiento al laboratorio clínico, al igual que existe el acercamiento a la farmacia. El problema no son las herramientas, sino el uso que se hace de las mismas, y aún más en un contexto donde los recursos son escasos. No deberíamos fomentar el lucro frente a una pandemia, sino un uso racional. Como profesionales de la salud en conjunto, debemos velar por el trabajo interdisciplinario para brindar la correcta asistencia al paciente”.

Evaluación de las vacunas

La especialista explicó que el rol de la bioquímica en la evaluación de la eficacia de las vacunas consiste en estudiar la respuesta inmune, no sólo desde la generación de anticuerpos, sino también desde la generación de una respuesta inmune celular. “Esto permitiría conocer datos en la población de nuestro país respecto a la duración de la inmunidad brindada por la vacuna, la reducción de las formas grave de la enfermedad, el impacto de las variantes del virus en la respuesta inmune frente a las vacunas, y demás cuestiones de relevancia sanitaria”, concluyó.

Categorías:Profesionales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s