Gremiales

ATE bonaerense rechazó el aumento de la jornada laboral en el Ministerio de Producción y Asuntos Agrarios

/Difusión ATE Provincia de Buenos Aires/


Representantes de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) de la provincia de Buenos Aires participaron ayer de las mesas técnicas convocadas por el ministerio de Producción y de Asuntos Agrarios donde se discutió la propuesta de las autoridades bonaerenses de extender la jornada laboral de los trabajadores y trabajadoras del sector.

Desde la Provincia se volvió a ofrecer la jornada laboral de 40 horas con la bonificación del 125% pero además se planteó que aquellos/as estatales que tuvieran el régimen de 30 horas perderían la bonificación que perciben en la actualidad marcando un claro deterioro del salario mensual.

“Este planteo va en detrimento de mejores condiciones y derechos para los trabajadores y trabajadoras del Estado. Si te quedas con el régimen de 30 horas te quitan las bonificaciones y pasas a cobrar menos plata que la que se viene cobrando ahora. Ratificamos que la bonificación del 125% debe estar atada a cualquier regimen horario”, aseguró Vanina Rodríguez, secretaria general Adjunta de ATE Provincia.

La referente estatal añadió que ante este tipo de planteo no se tiene en cuenta que muchas de las personas afectadas son mujeres que disponen de ese trabajo de 30 horas a partir de tener que asumir roles de cuidados en sus hogares y que su ingreso salarial no puede estar atado obligatoriamente a las 40 horas propuestas por el gobierno.

El posicionamiento completo de ATE provincia de Buenos Aires:

En cuanto a la propuesta del Gobierno, desde nuestra Organización gremial manifestamos nuestro rechazo al aumento de la jornada laboral, del régimen actual de 30 hs semanales a uno de 40 hs semanales de trabajo.

Consideramos que se debe mantener el rango de jornada laboral vigente de 30 hs semanales y sin discriminación salarial, en función del principio de progresividad y no regresividad en materia de derecho laboral.

Además en esta propuesta se derogan bonificaciones que ya perciben las y los trabajadores del sector, que son derechos adquiridos y que implicaría que aquellxs compañerxs que quieran mantenerse en el régimen laboral actual, pasarían a percibir un salario menor al que les corresponde actualmente.

Elevar y alargar la jornada laboral desde 30 hs a 40hs semanales no solo no responde a los principios del derecho laboral y a las tendencias actuales hacia la reducción de la jornada laboral tanto en el mundo y en nuestro país, sino que tampoco responden a las dimensiones del tiempo del trabajo que marca la OIT, como son: el tiempo del trabajo saludable, la igualdad de género a través del tiempo del trabajo y el tiempo de trabajo productivo.

Aumentar la jornada laboral tiene efectos adversos para lxs trabajadorxs en su salud y para la seguridad en el lugar de trabajo. Los efectos de jornadas laborales más largas no se limitan solo a lxs trabajadores , sino que también afectan al entorno socio-afectivo y a la sociedad en general.

Cada vez hay más indicios que señalan los efectos adversos del aumento de las jornadas de trabajo en la salud humana y en la seguridad en el lugar de trabajo. Varios estudios coinciden en que alargar las jornadas de trabajo produce efectos negativos en la salud a corto y a largo plazo. Además de las consecuencias para la salud, es evidente que los horarios con una jornada laboral más larga reducen la seguridad en el lugar de trabajo, ya que el riesgo de accidentes y lesiones de trabajo aumentan con una mayor duración de la jornada laboral.

En cuanto a la igualdad de género a través del tiempo de trabajo, implica la utilización del tiempo de trabajo como una herramienta para promover la igualdad y equidad de género. Sobre las mujeres recae gran parte del trabajo doméstico y las tareas de cuidado, de niñeces, adolescentes y personas mayores. Estas medidas de alargar la jornada laboral, incitan aún más a la segregación por género, lo que crea barreras para la entrada, permanencia y el crecimiento profesional en el trabajo. Para promover la igualdad de género, las políticas sobre el tiempo de trabajo deben cumplir su parte para que las mujeres estén en pie de igualdad, eso implica la vigencia del actual régimen horario de 30hs semanales en la administración pública provincial y no su aumento, ya que eso llevará a ver restringido su acceso y permanencia en el Estado, poder transitar una carrera administrativa, avance en la carrera profesional, la formación permanente, poder acceder a puestos de conducción, etc.

El trabajo en el Estado provincial es desarrollado mayoritariamente por mujeres, que tienen acceso a él, principalmente, por tener la posibilidad de una jornada laboral de 6 horas diarias, sin restricciones salariales con respecto a otros regímenes horarios, esta jornada remunerada sumada a la jornada “no remunerada” por la actual distribución de las tareas de cuidado, ya completa una jornada laboral que supera ampliamente las 40 hs semanales, por la llamada “doble jornada”, por lo cual una mayor jornada de trabajo profundiza las inequidades por género y discriminará a las mujeres en el acceso y permanencia en el Estado provincial.

Además para quienes se apoyan en la calificación del trabajo a través de la productividad, también está ampliamente demostrado que promover un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida personal de lxs trabajadores no es solamente “lo que se debe hacer” sino que es también una estrategia para mejorar el rendimiento individual e institucional. Desde hace mucho tiempo, existe evidencia que relaciona la reducción de las horas de trabajo con una mayor producción por hora trabajada.

Además de lo expresado anteriormente, reforzamos nuestra posición en contra del aumento de horas al régimen laboral, en los efectos que esto tendrá sobre los haberes de las y los trabajadores jubilados de estos sectores. Ya que se propone una bonificación remunerativa solo para el régimen de 40 hs, lo que implicaría que todas aquellas y aquellos trabajadores de estos sectores que se jubilaron con el actual régimen vigente de 30 hs semanales no tendrían aumento en sus jubilaciones, pudiendo esta propuesta tener efectos más perjudiciales aún, dada la eliminación de conceptos salariales remunerativos vigentes asociados al régimen de 30hs, que actualmente perciben las y los trabajadores jubilados y que con esta propuesta se dejan de percibir en actividad.

Categorías:Gremiales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s